Flor nacional de México

flor nacional de mexico dalia

La dalia fue declarada como la flor nacional de México en el año de 1963. En el pasado, era conocida en lengua náhuatl como “acocoxóchitl”, que significa “flor de tallos huecos”. Era muy preciada en la parte centro de México, en especial por los aztecas.

Además, de la dalia no sólo se utilizaban sus flores como elementos decorativos y de rituales religiosos; sino que, también, se hacía uso de sus tubérculos y pétalos, los cuales eran empleados comúnmente tanto en la cocina, como en la medicina tradicional.

Fue en el año de 1791 que el género Dahlia fue descrito por primera vez por José Antonio Cavanilles, quien la bautizó en nombre Andreas Dahl, uno de los aprendices de Carl Linneo (un reconocido botánico y naturalista sueco); obteniéndola de la zona circundante de la Ciudad de México.

Desde dicho año hasta el día de hoy, se han descubierto y reconocido 35 especies de dalias. De hecho, sólo dos de estas especies se pueden encontrar fuera de México, en varios países de América Central.

Existen aproximadamente alrededor de 43 variedades de esta flor en todo el mundo, pero al menos treinta y tres de ellas tienen su origen en el propio México. Se pueden encontrar creciendo de forma silvestre, pero también existen plantaciones dedicadas exclusivamente para su cultivo.

Las dalias, pertenecen al tipo de plantas llamadas asteráceas. Una de sus características resaltantes es que tiene las raíces similares a las de un tubérculo, es decir que son gruesos, sus tallos tienen forma hueca y sus hojas son de forma pinnada.

Lo que más resalta de estas flores, que cautiva a sus espectadores son sus variados e intensos colores, así como también la forma en la que crecen sus pétalos que crecen de diferente forma dependiendo de la especie.

¿Cuál es el origen de las Dalias?

Esta planta es originaria de México, desde la época prehispánica los nativos le tenían un particular cariño a esta flor, gracias a todas las propiedades nutritivas y medicinales que posee.

También eran utilizadas para sacar tintes de origen natural, decorar las casas y algunos aposentos sagrados y mezclar diferentes especies para obtener algunas fragancias aromáticas.

El primer nombre que le dieron a esta flor era Atlcotlixochitl, un idioma indígena náhual, pero puede interpretarse como flor de tubo acuático, debido a la forma de sus raíces, cuando los conquistadores vieron por primera vez estas plantas quedaron maravillados.

Algo curioso e interesante es que algunos europeos, se impresionaron de tal manera con estas flores, que algunos países del continente, crearon una sociedad dedicada a las Dalias y adoptaron esta planta como un símbolo de amor o un símbolo para dar una noticia relacionada con algo muy positivo.

¿Cuáles son las propiedades de las Dalias?

La belleza de las Dalias, no es lo único que la hacen una flor especial, también lo son gracias a todas las propiedades medicinales y nutritivas con las que cuenta, por eso, vamos a contarte cuales son para que sigas enamorándote de ellas:

  • Tienen un contenido enorme de fibra, y debido a esto, es capaz de reducir los problemas del colon relacionado con el estreñimiento, además actúa como protector de las células cancerígenas en esta área.
  • Con esta flor se pueden realizar diferentes comidas gastronómicas, por eso lo hace doblemente importante para México.
  • Sirve como un jarabe para la tos, ayuda a mejorar el malestar relacionado con las enfermedades respiratorias.
  • Contiene muchísimas proteínas.
  • Esta flor, dentro de sus propiedades posee una conocida como inulina, que se utiliza para controlar la insulina y ha resultado ser muy beneficiosa para las personas que padecen de diabetes.
  • Regula los niveles de azúcar en la sangre, además también sirve para prevenir enfermedades cardiovasculares.
  • Otro atributo importante de esta flor es que contiene calcio, por ende, previene la aparición de enfermedades de las articulaciones y osteoporosis.
  • Posee alto contenido de vitamina A, que contribuye a fortalecer el sistema inmune.
  • Sus diversas especies tienen su olor particular, por eso la industria cosmética se ha dedicado a la elaboración de cremas y aceites para la piel.
  • Algunas regiones la utilizan para elaborar una harina artesanal que actualmente consumen las personas que tienen problemas relacionados con la obesidad.
  • Se pueden cultivar tanto para exteriores como para interiores.
  • Una característica con la que también cuenta, es que tiene propiedades fungicidas, aunque no elimina las bacterias, evita que se reproduzcan.
Te puede interesar:   Flor nacional de Estados Unidos

Desde el año 1963 esta flor fue declarada como la Flor Nacional de México, no cabe duda alguna, de que ahora si podemos entender porque la belleza de esta flor cautivó a todos los mexicanos y europeos, gracias a todos sus beneficios, usos y propiedades. No obstante, no muchos mexicanos están al tanto de todas las características de ellas, por esa razón hace algunos años, la sociedad mexicana realizó una campaña conmemorativa con el principal fin de darle más importancia al cultivo de las mismas, aunque en otros países tengan sus propias plantaciones, ninguna será igual a una Dalia originaria de México.

Usos de la flor nacional de México en la actualidad

Hoy en día, las diversas especies de dalia, la flor nacional de México, son bastante populares por su uso ornamental en todo el mundo, sobre todo en Norteamérica y Europa. Si bien, es en México, desde hace siglos, donde ha contado con un uso mucho más amplio; por ejemplo, como ya hemos mencionado, como comestible, como medicina natural e, incluso, como forraje.

Esta fue una de las razones principales por las que la dalia fue considerada como la flor nacional de México. Y no sólo eso, sino que, así mismo, por decreto presidencial en el mismo año de 1963, se le nombró como “Símbolo de la horticultura” en el país.

Por otra parte, se cuentan con registros de su uso, desde épocas antiguas, así como en la actualidad, por diversos grupos étnicos de las entidades federativas de: Estado de México, Ciudad de México, Michoacán, Hidalgo, Puebla, Veracruz, Tlaxcala, Oaxaca, entre otras.

En la cocina, tradicionalmente se cocinaban con pencas de maguey, acompañando infusiones o dulce. Así mismo, se consume en forma de ensalada o de tortas de pequeño tamaño guisadas.

Historia de la dalia, la flor nacional de México

Las primeras dalias llegaron a Europa hace unos doscientos años desde México. Primero, se usaron como alimento para el ganado. Más tarde, se cultivaron tubérculos de dalia para hacer un edulcorante. Pronto, sin embargo, hubo un interés en las flores de la planta y se crearon innumerables variedades nuevas a través del cultivo intensivo.

Te puede interesar:   Flor nacional de Estados Unidos

Dalia de jardín: una breve descripción de la planta

Las dalias son plantas perennes que forman tubérculos subterráneos. Dependiendo de la especie y la variedad, alcanzan una altura de 35 cm a 2 m, y la Dahlia imperialis puede crecer hasta 8 m y más. Los híbridos que crecen en jardines se denominan colectivamente dalia variable o dalia de jardín (Dahlia hybr.). Fueron creadas a partir de dos especies silvestres, Dahlia pinnata y Dahlia coccineus, y el número de variedades ya supera las 40.000 y aumenta en otras 200-250 cada año. Casi todos los colores de flores, desde el blanco hasta los tonos casi negros de rojo, están disponibles; siendo el único faltante el color azul.

Cultivo de dalias de jardín paso a paso

1. Soporte y sustrato para dalias de jardín

Las plantas, que provienen del soleado México, prefieren lugares soleados, pero también crecen en sombra parcial. Necesitan un suelo bien drenado y rico en humus. Durante los calurosos meses de verano, las dalias tienen mucha sed de agua y necesitan ser regadas con frecuencia. En ningún caso el agua debe estancarse en este proceso.

2. ¿Cuándo plantar dalias?

El mejor momento para plantar dalias en el jardín es a principios de mayo, cuando las heladas nocturnas ya no penetran profundamente en el suelo y no dañan los tubérculos. Las plantas jóvenes cultivadas en casa solo se pueden trasplantar al suelo en la segunda quincena de mayo, ya que son muy sensibles a las heladas.

3. Cuidando las dalias del jardín

Las flores marchitas deben eliminarse en verano. Cuando llega el otoño y se acercan las primeras heladas, las dalias deben estar preparadas para el sueño invernal. Los tallos se cortan por encima del suelo, los tubérculos se desentierran con cuidado y se sacuden del suelo. Después del secado, es mejor almacenarlos en turba, arena o aserrín en un lugar fresco y seco. No necesitan riego durante la invernada.

Cuando las flores comienzan a desarrollar nuevos brotes en mayo, deben alimentarse con fertilizante orgánico. La siguiente porción se da en julio o agosto.

4. Enfermedades y plagas de las dalias

Los más comunes son:

  • Mancha foliar: las hojas inferiores en particular muestran manchas claras al principio, que se vuelven marrones y se secan con el tiempo.
  • Pulgones: se reúnen principalmente en brotes jóvenes con botones florales.
  • Chinches: los botones florales y las flores están muy deformados. Aparecen márgenes marrones y agujeros irregulares en las hojas.
  • Tijeretas: comen principalmente pétalos de flores, pero también muerden agujeros en las hojas.
  • Arañas rojas: las hojas controladas se marchitan y eventualmente se marchitan. Caracoles: comen principalmente las hojas y los brotes de las plantas jóvenes.
Compartir en tus redes sociales

José Delgado

Biólogo con 15 años de experiencia en temas ecológicos y ambientales. Me encanta viajar y conocer el mundo. Defiendo el derecho de todas las personas a tener un planeta limpio y sostenible. Para cualquier consulta y contacto estoy a tu servicio para lo que te pueda ayudar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *